Principales razones por las que los equipos no funcionan

Hay una serie de razones por las cuales los equipos fallan, y por qué hay una falta de productividad dentro de ellos en el lugar de trabajo. La comunicación y las habilidades interpersonales efectivas son herramientas esenciales para la supervivencia de un equipo. A menudo, este sólo consigue desahogarse de los temas durante las reuniones de trabajo.

Estas son las 10 razones más comunes que impiden a los equipos alcanzar el máximo rendimiento:

  1. Puñales por la espalda. Si usted es el líder del equipo y darse “puñaladas por la espalda” es un problema, sugiera que el equipo tenga una regla. Ejemplo: si hay alguna puñaladas por la espalda entre los miembros del equipo y que no pueden resolver por su cuenta, la resuelven con el líder del equipo.
  1. Interrupción. Este es un problema común en las reuniones. Haga que el equipo tenga una norma como, “nadie se le permite hablar hasta que la otra persona haya acabado y el que quiera hablar levante la mano.” Recuerde, el ejemplo empieza con el líder del equipo.
  1. “Tangentes”. En ocasiones un miembro de su equipo puede desviarse del tema en las reuniones, es decir, irse por la tangente. Si usted es el líder, deje claro las reglas de la reunión antes de empezar, pregunte con mucho tacto al resto del grupo si quieren escuchar algo más sobre el tema en discusión. Si no, que esa persona sepa que puede hablar con usted en privado después de la reunión. Recuerde tacto y diplomacia.
  1. Gimoteo. ¿Tiene una regla no escrita que los miembros del equipo deben llegar a una solución siempre que se quejen? Se puede llegar a un acuerdo entre todos los integrantes para evitar que se dilate el tiempo cuando alguien se queja. Puede acordarse usar algún tipo de señal cuando la queja supera un tiempo prudencial. Recuerde que siempre debe haber un acuerdo entre todos para evitar dañar susceptibilidades.
  1. No compartir conocimiento del trabajo, falta de comunicación. El conocimiento de los integrantes de su equipo debe ser compartido entre todos. Esto es tan importante que debería estar en la descripción del trabajo de cada empleado. Compartir conocimientos, habilidades de trabajo e ideas es fundamental para el éxito de un equipo. No importa cuántos ejercicios de formación de equipos realice, no va a ser productivo sin esta simple regla.
  1. La tardanza. ¿Hay un empleado que siempre llega tarde? ¿Cómo impacta en la moral del equipo? Tener por escrito lo que se considera “tarde” ayuda.
  1. Demasiadas salidas (o muy largas). Si su equipo acostumbre tomarse mucho tiempo libre afectando sus labores, es necesario que establezca el número de salidas de la oficina permitidas, junto con el tiempo que se pueden tomar. Una alternativa seria acordar con el equipo la cantidad de salidas que un miembro puede tener en un día. Incluya el número de minutos. Sea específico.
  1. La desorganización del espacio de trabajo. Dos problemas comunes: 1) el espacio de trabajo compartido es tan pequeño que afecta a la productividad. 2) si dos personas diferentes (uno ordenado y otro no) están compartiendo espacio de trabajo, haga que definan las reglas sobre lo que se considera limpio y organizado. Haga que se preguntan, “¿Es este problema que afecta a la productividad?”.
  1. uso excesivo de internet o teléfono personal. Haga que el equipo defina las reglas. Aunque todo el mundo le gusta socializar, ¿que consideran puede afectar adversamente el rendimiento del equipo?
  1. La fuga de información confidencial. ¿Que se considera confidencial? Sea específico y póngalo por escrito. Defina responsables.

 

Deja un comentario