Humildad, sin ti yo no puedo ser un buen líder

Tradicionalmente se nos ha hecho ver que un líder no puede ser humilde si quiere ser el referente de un equipo de trabajo, que la humildad es incompatible con la reputación que el líder merece y con la autoridad que necesita para llevar a cabo su tarea. Lo más preocupante es que hoy día sigo escuchando este tipo de reflexiones.

Y de verdad, creo que ha llegado la hora de que todos cambiemos el chip. El directivo humilde, si lo es de verdad y consigue que los demás le perciban así, ejerce una mayor autoridad que el líder arrogante. La autoridad moral está asociada a una reputación mucho más sólida, tanto de sí mismo como de la organización que representa.

El líder humilde es una persona que tiene un profundo conocimiento de sí misma, que goza de autoestima, es congruente consigo misma y con los demás, sabe reconocer los aciertos de las personas de su equipo y enfocar de manera constructiva los errores…

El líder humilde ni sobrevalora sus virtudes ni se menosprecia. Y la autoestima no le hace ser pretencioso. Además, se autoevalúa constantemente y es consciente de que se puede equivocar.

Este autoconocimiento también incluye reconocer lo que debe a los demás: el humilde no se atribuye todo el mérito de sus fortalezas y resultados, sino que valora y agradece lo que le han aportado los demás.

Otro de los rasgos asociados a la humildad es el sentido de trascendencia, que se manifiesta en la tendencia a actuar de acuerdo con un ideal ambicioso. De ahí que el ser humilde se caracterice también por ser exigente consigo mismo.

También es probable que la humildad vaya acompañada de otras virtudes como la objetividad, la sencillez, el deseo de aprender o la paciencia con los demás.

Las empresas necesitan de líderes humildes. Está demostrado que el líder con estas cualidades tiende a cometer menos errores: su disposición interna a examinarse y su actitud externa de admitir las críticas hacen que, por lo general, conozca bien sus límites y capacidades.

Sin duda más de uno debería hacer suyo el lema: “Humildad, sin ti yo no puedo ser un buen líder”.

———————————————————-

¿Quieres disfrutar de un estilo de vida saludable?

Practica Nordic Walking con nosotros: Quedadas, Excursiones, Cursos, Gymkanas… Todo alrededor de este deporte tan sencillo y saludable que lo hace apto para todos los públicos. Al fin y al cabo hablamos de caminar con bastones. MÁS INFORMACION PULSA AQUÍ.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s