FASES QUE COMPONEN EL PLAN DE ACOGIDA E INTEGRACIÓN

Imagen

El Plan Global de Acogida e Integración consta de los siguientes planes
específicos:
.
FASE I: Fase de conocimiento mutuo, que consta del proceso de selección y
en su caso del curso de incorporación presencial que algunas empresas
realizan para determinados puestos, generalmente comerciales.

Los objetivos de esta 1ª fase son:

1.- que los candidatos excelentes se sientan atraídos por la oferta de
trabajo, consiguiendo a lo largo del proceso llegar a acuerdos óptimos tanto
para la empresa como para los colaboradores contratados. Es lo que se
denomina win-win, yo gano – tu ganas.

2.- en el caso de que la empresa realice un curso de iniciación con
metodología presencial en aula se plantea como objetivo que se suministre a
los colaboradores seleccionados, los conocimientos, habilidades y
herramientas adecuadas para comenzar de manera exitosa su trabajo
(preparación inicial del colaborador).

PLAN II: Fase de acogida. Dicen que la primera impresión es la que cuenta y
en esta fase que suele durar entre una y dos semanas, es donde la
organización causa esa primera impresión hacia el nuevo colaborador y éste
hacia sus compañeros y responsables.

Los objetivos de esta fase son:

1.- Facilitar al nuevo colaborador una buena recepción por parte de su
superior jerárquico, tutor y/o compañeros de trabajo.

2.- suministrarle información fluida, útil y eficaz sobre la empresa, como
por ejemplo presentación de los compañeros de departamento, de compañeros
de otras áreas con los que tendrá relación, presentación de los hábitos,
costumbres y normas escritas o no del departamento y de la empresa…

3.- suavizar el cambio brusco que supone para el nuevo el estar en un
corto espacio de tiempo en un proceso de selección y posteriomente inmediata
incorporación a un puesto y una empresa nueva. En este sentido, es
importante la homogeneidad en el mensaje core que se lanza al colaborador en
cada uno de los pasos de su incorporación cuidando especialmente los
primeros días que equivaldrían al rodaje del nuevo y por lo tanto es
fundamental no pasarle de vueltas lo que le quemaría ni dejarle corto lo que le
retrasaría en su puesta a punto.

Las áreas de aprendizaje contempladas durante esta fase son:

*.- Conocimiento: enfocado a la vivencia in situ del sistema de trabajo,
desarrollo de nuevos conocimientos y asimilación de los ya vistos durante el
curso de formación inicial.

*.- Aprendizaje afectivo y de compromiso (llamado también socialización):
enfocado al desarrollo de las actitudes idóneas ante el trabajo, integración en el
equipo y a la interiorización de la misión y valores de la organización en la que
acaba de ingresar.

*.- Práctica: unido íntimamente al área de conocimientos ya que la adquisición
de los mismos permitirá al colaborador aplicarlos de manera efectiva,
interiorizarlos y conocer de manera práctica y de primera mano los
procedimientos, formas de actuación, y tareas propias del puesto que va a
desempeñar.

FASE III: Integración: será guiado por el mentor, o en caso de no existir, por el
responsable.

Los objetivos de esta fase son:

*.- Que el nuevo empleado se sienta parte integrante del equipo al que se ha
incorporado, aportando valor de manera eficiente.

*.- Que continúe con su plan de formación tanto inicial como continuo,
buscando que se realice de la manera más efectiva y rápida posible.

Estas tres fases que hemos analizado, son desarrolladas desde un
punto de vista genérico. En función de la organización en la que se desarrolle
el plan de acogida e integración y del puesto de trabajo a desempeñar por el
nuevo colaborador, estas tres fases y sus objetivos podrán ser adaptados a
cada situación concreta.

Muchas gracias.

Deja un comentario